13 de marzo de 2016

ME MORIRÉ EN DOMINGO






Me moriré en domingo.
Porque quiero, y porque
me da la gana.

Porque es un día inútil,
para arrojar por la ventana,
un día donde solo
hay bruma aunque ya
luzca el sol desde
la mañana.

Los domingos no pienso,
me siento amarrada
a una piedra enorme
que tira de mi y
amenaza con hacerme caer
sobre una espada
que me abra la carne
mientras un ave rapaz
se sacia con mi sangre.

El domingo es ese día
que no tendría que
manchar la semana.

Quiero que sea martes
o tal jueves por la mañana,
quizá miércoles a las
cuatro de la tarde,
pero nunca ese domingo
que se cierne sobre
mi cabeza en
negra amenaza.

El domingo que me roba
la vida y me transforma
en un mero fantasma.

Por eso moriré en domingo,
quizá porque está prohibido
hacer funerales, y no quiero
que nadie me llore en domingo,
no es día digno de
llevarse lágrimas.

Al día siguiente, amigos,
podréis mostrar
vuestro dolor, o no,
lo que os plazca.

3 comentarios:

  1. De momento no te mueras, que tienes mucho por hacer y vivir aquí. Ni en domingo

    ResponderEliminar
  2. No tengo prisa alguna. Pero...que sea domingo. Gracias por leer

    ResponderEliminar
  3. No tengo prisa alguna. Pero...que sea domingo. Gracias por leer

    ResponderEliminar