6 de abril de 2016

RECODOS DE AMOR






Cada noche me visto
de sueño y vuelo a
tu lado, amor mío.

Me hago todavía más
pequeña, un ovillo de
amor encendido que
en tu espalda se
repliega y te acaricia
con dedos alados
para regalarte
el descanso,
tan merecido.

Y aun en sueños, amor,
te respiro; y en mi
garganta se agolpan
mil versos de plata
y de luna que mis
dedos dejan en tu pelo
como una ofrenda
de amor, otro
de mis desvelos.

Y al despertar te siento;
tu sombra se ha pegado
a la mía, se han unido
en la noche en un
baile infinito y ahora
que ya son una, todo
es más sencillo y hasta
el Miedo ha hecho la maleta,
en su lugar sólo hay
recodos de Amor
y campos de cultivo
donde crece el Deseo
agazapado entre besos
con sabor a caramelo
que se funden en tu boca
y luego en la mía explotan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada