13 de octubre de 2016

NOCHES





Algunas noches, como la
de hoy, quisiera
ser joven de nuevo.

Me gustaría poder sentir
curiosidad por un
futuro incierto
y por llegar.

Algunas noches
de insomnio y pesadillas
de ojos abiertos, quisiera
tener quince años
y la ilusión sin estrenar,
como un traje de domingo,
al que con celo hay
que preservar.

Hay noches tan largas
que duran como
todo un invierno;
noches de negros
desvelos, de pensamientos
sombríos y frío
en los huesos.

En noches así, el
amanecer se ve
tan lejos que
el gusano de mi
desdicha se come
mi alma desde dentro.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada